Acerca de Asegura tu salud.

Asegura tu salud. ¿Tu salud está en riesgo?

Cada vez nos resulta  más frecuente encontrar en la sociedad actual individuos que padecen  más de una patología de las comúnmente llamadas enfermedades silentes, por no producir síntomas en los primeros años de enfermedad, como son la hipertensión, la diabetes o la hipercolesterolemia. Esta realidad se ha convertido en un problema de salud pública en los países desarrollados y hay quienes la consideran la epidemia del siglo XXI.
El síndrome metabólico no es una enfermedad en sí misma, si no que hace referencia a la conjunción de una serie de afecciones que nos predisponen a desarrollar una enfermedad de origen cardiovascular, es decir, un conjunto de factores de riesgo que aumentan nuestras probabilidades de padecer patologías como el accidente cerebrovascular o la cardiopatía isquémica.

Las personas que padecen este síndrome suelen reunir las siguientes alternaciones:

  • Obesidad: medida  del perímetro de la cintura (estándares de perímetro abdominal) y/o en índice de masa corporal (*)
  • Aumento del nivel de triglicéridos en sangre.
  • Disminución del llamado “colesterol bueno” (HDL).
  • Aumento de la tensión arterial.
  • Incremento de la glucemia o concentración de glucosa en la sangre.

(Definición International Diabetes Federation, IDF)

De forma orientativa, se establece que una persona presenta síndrome metabólico cuando reúne al menos 3 de los anteriores signos o factores de riesgo.

El origen de este síndrome está relacionado con una alternación de la insulina (hormona encargada de la regulación del azúcar en sangre). No obstante, la casusa específica de este desorden insulínico es aún desconocida, se cree que existe una predisposición genética, es decir, que se trasmite de generación en generación a través de los genes.

Dado que es probable debutar con una o varias de estas dolencias sin darnos cuenta, te animamos a que te realices un chequeo con cierta periodicidad para comprobar si los parámetros que conforman el síndrome metabólico están en regla. De lo contario, deberás interpretarlo como una advertencia del riesgo al que estas expuesto. Consulta con tu medico y comienza a introducir cambios en el estilo de vida como hacer ejercicio regularmente, abandonar el hábito de fumar y reducir las grasas en la dieta.

(*) Indicador que relaciona el peso y la talla del individuo para evaluar la existencia de sobrepeso y obesidad.