[dt_gap height=»10″ /]Acerca de Emociones positivas para mejorar la salud.

Emociones positivas para mejorar la salud

[dt_gap height=»10″ /][dt_divider style=»thick» /][dt_gap height=»20″ /]

¿Sabías que ser positivo aumenta tu nivel de salud física y mental?

Hemos oído, a través de multitud de fuentes, los beneficios para la salud que comporta la risa, mecanismo natural del ser humano para liberar tensión y experimentar una sensación placentera y de bienestar. La psicología positiva profundiza en el estudio de las cualidades positivas inherentes al ser humano y la relación directa entre emociones positivas y niveles de salud elevados, tanto a nivel físico como psicológico. Así, esta rama de la psicología relaciona de manera directa los conceptos de felicidad y salud, estableciendo los parámetros para que el individuo conozca en qué consiste “la buena vida”.

Aunque se reconoce que en la vida de todo ser humanos hay luces y sombras, trabajar en la consecución de emociones positivas (alegría, orgullo, satisfacción, etc.)  se erige como un valioso recurso terapéutico para el ser humano y le otorga efectos beneficiosos, a corto y largo plazo. Existen evidencias científicas que muestran que el ánimo positivo refuerza nuestra repuesta inmune y nos hace más fuertes ante virus como el del resfriado común. En contraposición, al estado anímico negativo se relaciona con una mayor vulnerabilidad para enfermar; infecciones que se alargan, heridas que demoran su cicatrización, etc.

Pero además, las emociones positivas constituyen para el ser humano un mecanismo de adaptación más valioso que las emociones negativas; ante un conflicto o una amenaza, emociones negativas como el miedo o la ira nos hacen huir del peligro sin buscar más alternativas de conducta, por el contrario, un ánimo positivo indagará para encontrar un patrón de conducta más acorde al conflicto, aumentando los recursos intelectuales y emocionales del individuo.

Sin embargo, esta conceptualización de la salud cuesta más de ser aceptada por la población, en contraposición a la relación estrés-enfermedad, conocida y aceptada por buena parte de la sociedad.

Queremos ayudarte a ganar en salud, por ello te animamos a trabajar tus  emociones positivas: se auténtico, céntrate en el presente más que en el pasado o el futuro, emplea más tiempo en es estar con los demás y en actividades fuera de casa, mantente activo y sobre todo…. ¡Se feliz!

[dt_gap height=»10″ /][dt_divider style=»thick» /][dt_gap height=»20″ /]